< diario de la crisis: Carta abierta al General Buduel * * .
<
Google
 

miércoles, 16 de septiembre de 2009

Carta abierta al General Buduel



Esta semana salio una foto de usted en la cárcel, no tengo ninguna duda que usted es un preso político y los cargos levantado en su contra son viles montajes de este régimen dictatorial. Lo repito no tengo ninguna duda.
Usted no esta preso por esos cargos, y se que debe de causar mucha angustia no conocer las causas de un encierro.
Pero le voy a decir la razón por la cual usted esta ahí.
Yo como otros millones de venezolanos creímos, en medio e nuestra ingenuidad política que chavez podría ser un cambio, yo pensé que la clase política del país necesitaba un fuerte golpe para despertar, en caso que no fuese un buen presidente, era tan ingenuo, que deseche todas las dudas sobre que el quería ser dictador, basándome en los controles que la constitución del 61 le ponía al presidente, de hecho esa vez vote para la prescindencia a chavez y la pequeña (para el congreso) para primero justicia, con el fin que estos los controlara. No soy político y mi única experiencia en política en la universidad, no pudo ser más desastrosa.
En el caso de usted fue diferente, ya que como militar tenia conocimientos y tenia que estar pendiente de los hechos políticos, en Marzo del 2001 me di cuenta del gran engaño que representaba chavez y me di cuenta que el tipo nos había engañado y me convertí en un su mas acérrimo enemigo.
Y fíjese usted, me habían ofrecido altos cargos en el gobierno, ganado mas del triple de lo que podía ganar, como soy pobre me costo mucho trabajo rechazar esas ofertas, pero mi conciencia no me lo permitía, y rechace eso, ya que no podía avalar con mi presencia a un demagogo, que era como lo veía en ese momento y alguien que impondría en el país un Despotismo policial luego de realizar la constituyente.
Por desgracia no me equivoque y usted es la prueba de ello.
Y esa fue la conducta que tome yo, que no se nada de política, pero usted apoyo a este gobierno, quizás tenia menos escrúpulos y quería llegar a general, a pesar de todo, sus ambiciones personales le nublaron su juicio ético, opto por su bienestar personal que el bienestar de las mayorías.
Eso no es malo por si mismo, si aun, las personas mantienen las metas que se ha fijado y tiene conciencia que enmendara sus errores cuándo la oportunidad se presente.
Paso el 11-A por desgracia eso no puedo reclamárselo, usted actúo de la manera correcta en vista de la mamarrachada de quienes habían tomado el poder, creo que fue lo mas sensato que un militar pudo hacer en ese momento, a pesar que fui tiroteado en la avenida baralt y de hecho declare a favor de los comisarios en su juicio en Maracay, contando lo que me paso esa infatúa tarde, y lo hice a pesar de tener miedo, ya sabe como actúa el gobierno, usted tiene experiencia de primera mano.
Pero lo puedo comprender, me pongo en su lugar y quizás hubiese actuado igual.
Lo que si no comprendo y usted debería tener conciencia que esta en la cárcel por ello, es por su negligencia en pedir una comisión de la verdad que aclarara de una vez por toda lo que paso ese 11-A, usted se callo, siguió pisapasito y obtuvo su tercera estrella. Luego de ello usted con su silencio y su inacción avalo el descarado robo de los dineros públicos de las personas del gobierno. Jamás le oí, ni le he oído una palabra, una denuncia contra esos ladrones, y usted, al contrario que yo, tenia el poder y los medios para sustentar esas denuncias.
Lo lamento pero no existen racionalizaciones que puedan justificar esa inacción, esa pereza moral.
Y mucho menos la represión contra el pueblo salvaje y descarada del ejercito.
En una convocatoria a una protesta en Chuao frente a petróleos de Venezuela, nos reunimos un pequeño grupo, como unas 3000 personas, fuimos rodeado por la GN y a pesar que estábamos sentado en la calle, sin provocar violencia fuimos atacados de una manera salvaje, esa fue la primera vez que me lanzaron las nuevas bombas lacrimógenas, hubo personas heridas por los perdigones, ayude a personas desmayada por los gases y los lleve al Cubo negro y cuando entre al CCCT vi en los estacionamiento de ese centro a cientos de personas, personas que no tenían nada que ver con la protesta, tirados en el piso, ahogados, esa vez hubo muchos heridos, una de ella mi amiga maria Eugenia fossi, usted sabe quien es; la que cargaba un sombrero de paja en todas las manifestaciones.
Usted no dijo esta boca es mía, con su silencio avalo esa acción.
Luego cuando llego el gran amigo de chavez el Mugabe la GN nos ataco con la mayor represión que sufriera en mi vida, fue tanta y tan salvaje que dio origen a que se formaran foco de resistencia en todas las ciudades, y fue la que luego se llamo la Guarimba.
Usted, con su alto cargo no hizo nada para evitar el sufrimiento de un colectivo, y quizás realizo los planes para reprimirnos.
¡Por dios! ¿Dónde estaba su sentido ético? ¿Dónde estaba su moral?
¿Esos hechos no son razón suficiente como para encarcelar a cualquiera?
La omisión es también un delito. No se engañe.
Se tapo los ojos, cerro su oídos, para no ver nada; usted era el Gran general y todos le jalaban bolas, todos lo albaban y le hacia la corte, al parecer eso lo satisfacía, a pesar que estaba en clara contradicción a sus creencias budistas, los zalameros eran mas poderosos que Buda y el Taos.
Por eso permitió y avalo esas iniquidades.
Usted no estaba engañado, usted sabia donde residía la infamia, era parte de la infamia.
Puede que usted no realizo ningún esfuerzo para permitir la ideologización de nuestro ejercito, pero tampoco hizo nada, para impedirlo.
Su pecado general, es la Omisión. Usted esta preso por omisión, no por esto o lo otro, usted vio como trataban y como era la justicia contra sus compañeros de arma, y no dijo nada, vio como los metían presos y se quedo callado.
Los aduladores estaban muy cerca.
Con honestidad, no puedo respetarlo.
II
Admiro, si la posición que tomo contra el gobierno, luego de su salida de el, admiro su valentía cuando se enfrento al poder de la iniquidad, lamento mucho el sufrimiento de su familia por su postura ideológica, es algo imperdonable y evidentemente no estoy de acuerdo con ello. Pero como dijo un famoso filosofo venezolano “tarde piaste, pajarito”.
Usted esta preso por alimentar y propiciar el mal, que usted sabia que existía, no se esconda en su “deber” para la institución, su deber mayor era para el país, es lo que cuenta. Eso no lo exculpa.
Pero a pesar de todo lamento que este en prisión, ya que usted esta ahí por ordenes de Chávez y el sistema que usted ayudo a crear. Pero es una injusticia, es una canallada y contra eso, si levanto mi voz.
Usted, quitando los adjetivos, es una victima indefensa contra un poder patológico, y en eso lo acompaño.
Y por eso seguiré luchando, con todos mis medios, para liberarlo a usted y el resto de los presos políticos. Espero no cometer sus mismos crímenes; la omisión y el orgullo, por eso lo apoyo, no todos somos mezquinos.
El fin esta cerca, mas cerca de lo que muchos piensan, estas palabras y su prisión ojala le sirvan a lo que los romanos llamaban un desiderátum, y ponga toda su energía y voluntad en tratar de enmendar sus errores, cuando salga.
El país lo necesita con la mas valiosa lección que aprende en esa cárcel; La humildad

, , , , , , ,

Etiquetas: , , ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal