< diario de la crisis: Sabato, homenaje a la oscuridad * * .
<
Google
 

jueves, 24 de junio de 2010

Sabato, homenaje a la oscuridad






“No hay mal por bien no venga, ni bien que en mal no se convierta”
"El bien y el mal una simple cuestión de Marketing"
 fernando vidal olmos

Este 24 de junio no solo es el día de San Juan, un día cargado de misticismo y de ritos ancestrales  en las culturas agrarias de todo el mundo. Es el día en que Ernesto Sábato cumple 99 años.
 Para mi es uno de los muy pocos escritores latinoamericanos que trata el problema del mal y del hombre desnudo frente a su propio destino.
 Cuando estudiaba bachillerato, vendía trabajos de literatura, biología, química, lo que sea, yo los hacia y te los vendía. No existía Internet y mi negocio era muy rentable, garantizaba mínimo 18 en la nota.
 Una de las partes más rentable de mi negocio era la literatura, a la gente no lo gusta leer novelas. Yo me las leía por lo regular en un día y te hacia tremenda critica con la cual podías engatusar a tu profesor. Gracias a ello fue que descubrí El túnel” la primera novela de Sábato.
 Decir que me estremeció, es solo una pálida metáfora a lo que sentí, se parecía mas a una Parusia, de hecho la leí dos veces, para buscar alguna clave oculta, era demasiada buena, y también hablaba de cosas que yo no conocía; como los celos y la desesperación por problemas nimios, era como imaginaba que eran el resto de las personas, sentí lo mismo, pero elevado al cubo lo que sentí cuando leí , Memorias desde el subterráneo (o desde el subsuelo) de Dostoievski. Eso me llevo a intentar conocer más al autor.
 Sábato es tan contradictorio como solo una persona no-neurótica puede serlo.
 Me sentí muy identificado con Sábato, el  cuando joven había pertenecido a la juventud comunista, algo que también pase, y tenia una fascinación por la matemática, igual que yo, y tamben tenia el mismo problema que en ese momento tenia; dedicarme a la Ciencia o al arte.
 Al final se dedico a la ciencia y obtuvo un doctorado en física, en la época mágica de la física, entro a trabajar en los laboratorios de Joliot Curie, la hija de marie curie  y como la madre también se gano un premio novel. Esto es, estaba en las grandes ligas. No era un físico nuclear  del montón.
 Pero cualquiera puede buscar su biografía en la red, mejor hablo de la influencia  de su obra en mi, principalmente, y en miles de jóvenes que sentía que el hacia algo verdadero, mas allá de los fútiles juegos de palabras.
 Termine de leer el túnel y busque “sobre héroes y tumbas”. Ignoro si aun existen personas que tienen un libro que ha influido en su vida de manera total. Pero para mí esa novela cambio mi vida, ha sido la obra que mas me ha influenciado, hasta a nivel personal, mas allá del intelectual.
 Cuando la leí tenia 15 años, quizás la edad ideal para comprenderla. Me identifique con Martín, tenia el mismo problema para acercarme o hablar con las muchachas, y quizás era tan tímido como el, cualquier muchacho de 15 años. Todos los que han tenido 15 han pasado por eso, pero era la primera vez que leía algo referente a ese problema y de manera tan real.
 En el colegio nos enseñan de todo, menos lo realmente importante, como relacionarte con el sexo opuesto, como besar, como saber cuando podemos pasar al otro nivel. Las cosas que si importan, las tenemos que aprender a los golpes.
 Y a veces nunca las aprendemos bien.
 Era verdadera literatura para adolescentes confundido, como éramos todos.

 Me enamore de Alejandra Vidal Olmos, en serio, Todas las muchachas que conocía las comparaba con Alejandra, el asunto llego a ser tan serio que convencí a un amigo que también tenia que enamorase de Alejandra, lo obligue a leer el libro y también llego a la conclusión que teníamos que estar con Alejandra. Salíamos en la noche y la buscábamos en las calles de Maracay, donde vivía en ese entonces. A veces la llegamos a ver fugazmente.
 Mi amigo Gorgi se consiguió a una muchacha idéntica, físicamente a Alejandra, tenia el mismo pelo renegrido con reflejos rojos al atardecer, los mismos ojos grises y las mismas facciones de Alejandra. El la tuvo que dejar ya que no era tan intensa como Alejandra, la tipa se enamoro vulgarmente de el.
 Y eso, Alejandra no lo haría.
 Por desgracia de tanto buscarla, en mi vida me he encontrado a varias Alejandra, y el asunto no es tan agradable como pensaba.
 Estaba leyendo la historia de Alejandra y martín tranquilamente, me gustaba la historia, el la había visto en medio de las llamas de los disturbio en BA pero desde la  distancia, estaba metido en la historia.
 Y de pronto. Todo estalla.

 Oh, dioses de la noche!
¡Oh, dioses de las tinieblas, del incesto y del crimen, de la melancolía y del suicidio!
¡Oh, dioses de las ratas y de las cavernas, de los murciélagos, de las cucarachas!
¡Oh, violentos, inescrutables dioses del sueño y de la muerte!

 El informe sobre ciegos es tal vez una de las paginas mas alucinante de la literatura española nunca escritas. Y el personaje más maléfico y sinistro de toda nuestra lengua y posiblemente de toda la literatura, Thomas Sutpen de Absalom! Absalom! Es solo un triste aficionado en comparación con Fernando Vidal Olmos. Incluso Anibal Lecter parece basto y un poco lerdo en su comparación. Cualquiera que lea ese informe y no quede profundamente conmocionado, es que no entendió todo el panorama.
 Fue para mi una verdadera explosión, y sentía la misma fascinación que se siente frente a una cascabel a 30cm de nuestro tobillo, sabemos que es peligrosa, pero no podemos dejar de fascinarnos con su potencia letal.
 Desde ese día deje de ver a los ciegos como seres humanos con una incapacidad, Fernando me convenció. Aun ahora, después de tantos años, ya no les temo tanto, pero no me agradan. Quizás por eso, como venganza, la secta de los ciegos me esta encegueciendo y los lentes son cada día mas ineficientes.
 Hace poco iba caminado en la calle, totalmente distraído, pensando en tonterías y me tropecé con una muchacha, muy bonita, pero era ciega. Trate de no sentir asco, ni miedo, pero Fernando me susurraba cosas en mi oído. Hasta ese punto esa novela ha influido y sigue influyendo.
 Quizás nunca encontré a Alejandra, pero una noche de diciembre, cerca de las 3 am iba caminado con mi hermana, íbamos a patinar, las calles estaban oscuras y solitarias y  efectivamente nos encontramos con Fernando, estaba parado en una esquina, pasamos a su lado y quedamos enmudecidos, casi a mitad de la cuadra volteamos, y no había nadie, tampoco había carro. Atemorizados volvimos a la casa. Aun ahora sigo convencido que era Fernando. Y mi hermana también.
 Si sobre Héroes y tumbas es una novela que brilla en la literatura mundial. Su ultima obra de ficción Abaddón el exterminador es una novela elevada al cubo, no solo une a dos anteriores novelas, recurso que también utilizo I. Asimov para unir sus novelas de robot con las de la Fundación, solo que en Sábato es el Apocalipsis total. Es una novela indescriptible, y sobresale en la narrativa mundial como uno de los documentos mas lucidos sobre nuestra civilización y el caos grumoso y coagulado en que vivimos. En esa novela aparece el Sábato poeta, uno de los poemas mas bello que he leído sobre una masturbación se encuentra en el como una joya de extraña belleza.
“Tu pelo y el lazo de seda rustica” los tres o cuatro poemas que aparecen en esa obra nos muestra  otra faceta de Sábato, la de poeta y sus poemas son verdaderas joyas de extraña belleza, quizás si hubiese seguido escribiendo poemas, estarían en la misma categoría de los de Wallace Steven.
 En fin Sábato es para mi el escritor mas profundo de nuestra época, he increíblemente hoy cumple 99 años, es ya una leyenda estando vivo.
 Cuando vino a Venezuela, realice todo lo posible para encontrarme con el, al final lo encontré por casualidad frente al teresa Carreño, creo que estaba apreciando la estructura del teatro desde lejos, quería decirle tantas cosas. Apenas pude decirle “Dr Sábato”, el me miro y me dijo, algo que no recuerdo, me quede ahí, mudo. Y si no es debido a que alguien de su comitiva viene y rompe ese silencio, no se que hubiese hecho. El se marcho y me recuerdo que se volteo a verme. Yo seguía en mismo lugar, aun no salía de mi sorpresa. Después que se fue, todo lo que le quería decir se me vino a la boca. Pero ya era tarde, se había ido.
Este es mi pequeño homenaje a esa leyenda que es Ernesto Sábato.

Etiquetas: , ,

1 comentarios:

Anonymous Mar ha dicho...

Quizas no seamos muchos pero sé que a mas de unos cuantos esas obras nos cambiaron la vida. En mi caso llega a ser parte de mi sombra. Recorri muchos sitios que nombra dedique arduas reflexiones en Parque Lezama.¡Que oscuridad, insertidumbre, desesperación! Creí que era una obsesión pero no. Su obra es para analizarla con los ojos entreabiertos...

5 de diciembre de 2010, 16:43  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal